Neuromarketing y publicidad

Neuromarketing y publicidad: cómo reacciona el consumidor

Compartir este contenido

En este artículo vamos a analizar la unión entre Neuromarketing y publicidad como estrategia empresarial, y veremos ejemplos de cómo grandes marcas la han incluido en su estrategia. También analizaremos algunos ejemplos concretos de esta doctrina en campañas publicitarias concretas.

¿A qué le denominamos Neuromarketing?

El neuromarketing es el estudio de cómo reacciona el cerebro del consumidor cuando ve campañas publicitarias, gracias al cual se pueden analizar conductas, patrones de comportamiento… Es decir, con este método de estudio podemos analizar lo que necesita el consumidor y desea para poder satisfacerle.

Esta estrategia se utiliza, sobre todo, porque en muchas ocasiones los consumidores no son conscientes de por qué han cambiado su conducta de compra y gracias a esta estrategia podemos averiguar el por qué. Y así poder ofrecerle lo que quieren, conocerlos y poder observar y conocer lo que les gusta o lo que no.

La estrategia perfecta para realizar de forma completa un análisis de mercado debe contener un análisis tanto cuantitativo como cualitativo, complementadas por el Neuromarketing. Ya que con las técnicas cuantitativas no profundizas, solo obtienes números. Con la cualitativa se complementa la información cuantitativa, ya que se profundiza en el conocimiento del consumidor.

De esta forma, con el marketing de los sentidos podrías profundizar más en la cabeza del consumidor, sabiendo la verdad y evitando la posibilidad de obtener respuestas aleatorias, y con poca calidad, por su parte.

Pero esta estrategia sería muy rechazada por parte de los consumidores, ya que sería acabar con su privacidad mental. Por el simple hecho de que te ponen unos electrodos (modernos) para poder introducirse en tu cabeza y así obtener respuestas de calidad sobre la conducta del consumidor.

Ejemplo de electrodos.
Ejemplo de electrodos.

Neuromarketing y publicidad: ejemplos de Volkswagen y Coronita

Grandes marcas, han incluido la fusión de Neuromarketing y publicidad como una parte importante de algunas de sus campañas. Para así poder influir a sus consumidores y poder aferrarse directamente a su memoria y a sus sentidos y crear una campaña inolvidable para ellos.

Una de las marcas que utilizaron estas estrategias fue Volkswagen, que lanzó una campaña para la Súper Bowl del 2011 y se basó en este análisis de los sentidos del consumidor. Este anuncio era el de un niño disfrazado del más que famoso Darth Vader, y que en las distintas partes del spot utilizaba el poder de la fuerza.

Además de tener ganado al público visualmente, también incorporaron la melodía de Star Wars para así poder tenerles ganados de forma audiovisual de forma complementaria, y así aprovechar al máximo los sentidos a partir de este marketing emocional. Después de lanzar este spot se realizaron diversos análisis que demostraron que este anuncio fue el que obtuvo un mayor engagement entre los clientes de la marca.

En definitiva, utilizó sus análisis neuromarketeros que permitieron obtener una información muy completa, complementando los análisis cuantitativos y cualitativos. Estos permitieron obtener los mejores resultados posibles, ya que crearon un spot publicitario que obtuvo un gran engagement entre sus consumidores, ya que conocían como reaccionaba nuestro cerebro y los estímulos más adecuados. Gracias a ello tomaron las mejores decisiones y obtuvieron un gran beneficio.

También, y de forma indirecta, las campañas publicitarias de algunas marcas de cervezas como Coronita usan estos métodos, presentando sus productos de una forma peculiar. Aparte de los estímulos a partir de la ambientación en la playa, quitando el estrés, vemos cómo incluyen el limón en sus spots, a pesar de no ser parte de su producto.

Su producto únicamente es la cerveza, pero han conseguido que cuando los espectadores vean un limón y una cerveza, su marca sea la que se identifica, aunque tienen la competencia de Desperados. Esta técnica sería neuromarketera de forma pura, ya que a partir de este spot y de la presentación de su producto, penetraron la mente de sus consumidores y consiguieron que siempre que vieran una cerveza con un limón se acordaran de su marca.

Por qué es unir neuromarketing y publicidad en campañas

Como he mencionado anteriormente, la combinación de Neuromarketing y publicidad es una estrategia que combina tanto las técnicas cualitativas y cuantitativas, permitiendo obtener un análisis más detallado del consumidor y más eficaz a la hora de poder utilizarlo como referencia para la nueva campaña publicitaria.

El único inconveniente que tendría el marketing de las sensaciones sería que muchos de los consumidores no se ofrecen para poder realizar este análisis mediante los electrodos modernos y por ello a veces es complicado realizar de manera eficaz este análisis.

Aunque en un futuro no muy lejano, con unas técnicas mucho más innovadoras y sin esos electrodos (que aunque sean modernos y no sean como los antiguos, siguen imponiendo respeto para los consumidores) podremos obtener una mayor muestra mediante este tipo de técnicas. De tal manera que se impondrá de una forma más positiva entre las empresas, generalizando el uso de dicha técnica y optimizando las campañas publicitarias.

Electrodos inalámbricos
Electrodos inalámbricos
Etiquetas: Sin etiquetas

Añadir un comentario

Tu correo electrónico no será publicado. Los campos requeridos están marcados

Ver más

  • Responsable: David de Matías Batalla.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a Webempresa Europa SL que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.