Arte y marketing 1

Arte y Marketing: ¿Dos mundos opuestos o un binomio imprescindible?

Compartir este contenido

En colaboración con Paloma Rodera, Profesora de Arte en la Universidad de  Nebrija

Es cierto que la sociedad está cada vez más digitalizada y son sobre todo las empresas tecnológicas las que definen cómo será el futuro: es evidente que las decisiones que toman impactan en la forma de comunicarnos, hacer negocios, gestionar las ciudades, así como los hábitos de vida.

En la era de la digitalización es posible que todo lo que sea creatividad tradicional se pueda perder pero es cierto que todo se transforma: se intenta no dejar  nunca la esencia de originalidad y creatividad. 

Entonces ¿Cómo se puede enlazar el mundo del arte, antiguo y tradicional, con el mundo del marketing, contemporáneo y actual? 

Nuestra Directora Adjunta de Comunicación y Directora de la sección MKT&Women, Antonella Catucci, Especialista en Marketing y Ventas, ha explorado más a fondo el tema en colaboración con la Doctora en Bellas Artes, Paloma Rodera, Profesora de Arte en la Universidad de Nebrija. Desde MIR, agradecemos con antelación la extraordinaria profesionalidad y disponibilidad de la profesora Rodera. 

Marketing y Arte: el binomio que fascina 

Es posible que los orígenes del arte como medio de expresión fueron en sí mismo los orígenes del marketing. Parece una afirmación muy chocante pero no cabe duda de que desde el momento en el que un ser humano intentó adueñarse de la naturaleza plasmándola en las paredes de una cueva, se creó la primera “campaña de marketing”. De esta forma encontramos la primera estrategia de persuasión hacia otros hombres a través de la creatividad primitiva del artista. 

¿Cuáles son los vínculos entre el mundo del marketing y el mundo del arte, entonces?  

Sin duda alguna cabe destacar que ambos comparten la pasión como sentimiento fundamental necesaria para emocionar al público objetivo. Una campaña de marketing es buena si llega a “tocar la patata” una obra de arte, también. Se pretende en ambos casos que el mensaje llegue fuerte a su público y permanezca el recuerdo.

Además, en ambos mundos, en el arte como en el marketing, el proceso creativo es fundamental y es el hilo conductor que facilita la transmisión de ideas. Un buen marketer y un buen artista deben de usar bien su creatividad para poder llegar de manera efectiva a su público. Se busca superar las fronteras de la imaginación, la creatividad potencia la capacidad de emocionar y la emoción hace que el público asimile el mensaje de manera más clara e intensa que a través de la razón.

Para que el proceso creativo sea efectivo, cabe destacar la importancia de una componente imprescindible: la calidad. Es cierto que la competencia y lo estándares internacionales han hecho que la exigencia cualitativa sea extrema, pero es ciencia cierta que tanto en marketing como en el arte se busca la calidad por encima de todo antes de conectar con el público.

Vivimos en una sociedad “emocional” que cada vez más demanda cercanía incluso por encima de la calidad pero también pasión, creatividad y emoción. 

Es posible entonces que los dos mundos se fusionen creando un binomio maravilloso: el marketing en el mundo del arte nos puede ayudar para acercarnos a la sociedad y el arte en sí puede representar un puente de interconexión para conseguir más impacto social. Dejamos paso a la explicación de Paloma Rodera del Net.art y en que consiste.

Arte digital: El Net.art y la identidad femenina 

La era de lo digital ha ido de la mano del fenómeno de empoderamiento femenino y de la presencia, o mejor dicho, de su visibilidad en el mundo del arte. 

El Net.art es un movimiento que ayuda a la construcción y a la deconstrucción de la identidad femenina. Establece un fuerte vínculo entre el cuerpo y la construcción de la imagen de la mujer. Ha supuesto un nuevo espacio destinado a la representación en las últimas décadas. 

Es, sin duda, un modo de facilitación para ofrecer vías en la construcción de oportunidades y el fomento de la igualdad.

Uno de los mejores ejemplos del éxito del binomio Arte y Marketing lo encontramos en la digitalización de los museos en los últimos años. Webs como las del Museo Nacional del Prado o el Museo Arqueológico Nacional en nuestro país, nos muestran la posibilidad de viajar desde el sillón de nuestra casa. Podemos visitar en detalle cada una de las obras de sus colecciones con un grado de especialización y detalle muy grande. 

Con recorridos de género y poniendo en valor a mujeres de todos los tiempos. Se acerca así el arte antiguo y tradicional a este mundo del futuro, que es digital y en femenino. 

Etiquetas: Sin etiquetas

Añadir un comentario

Tu correo electrónico no será publicado. Los campos requeridos están marcados

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable David de Matías Batalla .
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios Webempresa Europa SL.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en la Política de Privacidad.